Cargando...

Leer es un placer

Me siento, abro un libro, me acomodo, leo. Al rato sé que estoy disfrutando, sé que leer es un placer. Uno de esos placeres que implica: divertirse, disfrutar, imaginar y cientos de efectos colaterales aunque no adversos. Leer es un placer que nada tiene que ver con el marketing, es un diálogo entre el libro y yo o entre el autor y yo o entre los personajes y yo. Un diálogo al fin y al cabo, porque aunque en silencio mi alma dialoga con los personajes, leyendo participo de las vivencias que voy viviendo como si las viviera de verdad.

“El placer de leer es doble cuando se vive con otra persona con la que compartir los libros” dijo alguna vez Katherine Mansfield.

El placer de leer es triple (esta afirmación corre por mi cuenta), cuando aparece ese triángulo mágico: el libro, yo y quien recomienda el libro.
Y cuando un libro ha sido recomendado por alguien que sabe de libros no solo anticipa el placer sino que de alguna forma lo garantiza. Y no me refiero a los blogs de reseñas, muchos de los cuales son un excelente sitio donde buscar una futura lectura porque quienes los escriben son buenos lectores. No. Me refiero a otro tipo de lectores: los escritores. La mayoría de ellos afirma que prefieren leer, disfrutar con lo que otros hacen, antes que crear; que se sienten, antes que escritores, obsesivos lectores. Pero, ¿qué leen estos autores? ¿Qué tipo de lecturas les han dado placer?

Y como placer es lo que les he prometido al placer nos dirigimos. A continuación un listado de grandes escritores y sus lecturas preferidas.

Si como yo has disfrutado con las novelas de Dolores Redondo (la Trilogía del Baztán son mis favoritos), no puedes dejar de escuchar sus recomendaciones.

La autora española advierte: “No digo nunca a nadie lo que tiene que hacer, menos aún lo que tiene que leer. Los libros, como las personas, llegan en el momento oportuno para darnos la lección que nos toca aprender”.

Y ¡Cuánta verdad! Lo cortés no quita lo valiente y por ello te recomiendo tomar nota de sus lecturas preferidas, a saber: Tus pasos en la escalera de Antonio Muñoz Molina. Una novela de suspense psicológico con descripciones bellísimas.
Otro de sus preferidos es: El asesinato de Rogelio Ackroyd de Agatha Christie un crimen de habitación cerrada, sin sangre y sin violencia, pero grandes dosis de misterio.
Misterio de Peter Straub, es el libro favorito de Dolores que relata la historia de un adolescente al que le cambia la vida tras ser atropellado. En el hospital se dedica a leer y cuando se recupera y vuelve al colegio, ya no será el mismo. Más aún cuando el destino le involucra en una inesperada investigación.

Juan Marsé, barcelonés, cuya última novela se titula Caligrafía de los sueños, asegura que como los demás escritores, también es un aficionado a la lectura, aunque no tiene un género literario de preferencia. Entre sus libros más preciados se hallan: Manhattan transfer, de John Dos Passos; La educación sentimental, de Flaubert; Némesis, de Philip Roth.

Según Mario Vargas Llosa, las novelas permiten que uno sea capaz de vivir una vida que en la realidad no puede; asegura que ésa es la principal razón por la que él lee. Entre sus lecturas favoritas se encuentran aquellas novelas que han sabido trascender su tiempo y que han sabido redefinirse, atravesando las barreras geográficas, lingüísticas y temporales; nombra Guerra y Paz, Moby Dick y El retrato de Dorian Grey, aunque también sabemos, porque no se cansa de decirlo que Flaubert es sin lugar a dudas su escritor favorito.

Ernest Hemingway, el autor de El viejo y el mar era un lector infatigable y en 1935 publicó en la revista Esquire un listado de sus libros favoritos, entre los que destacó los siguientes: Anna Karenina y Guerra y paz de Tolstoi, Cumbres borrascosas de Emily Brontë, Madame Bovary de Flaubert, Los hermanos Karamázov de Dostoievski, Las aventuras de Huckleberry Finn de Mark Twain y Dublineses de Joyce. Sin duda, un buen listado de recomendaciones.

La autora chilena Isabel Allende es una de las favoritas del público, con sus novelas agotándose casi el mismo día que salen a la venta, tiene sus propios favoritos. Seis, para ser exactos: Las mil y una noches Anónimo, Cien años de soledad de García Márquez, La mujer eunuco de Germaine Greer, Drácula de Bram Stoker, Broken Open de Elizabeth Lesser y La carretera de Cormac McCarthy.

Almudena Grandes se decanta para su top ten por la Odisea de Homero, Mujercitas de Louise May Alcott, Tormento de Benito Pérez Galdós, La madre de Maximo Gorki, El oficio de vivir de Cesare Pavese, La ciudad y los perros de Mario Vargas Llosa, Los hijos muertos de Ana María Matute.

Rosa Montero se decanta por Lolita, de Nabokov, para lo más alto de sus grandes influencias literarias. Y a esta obra maestra la siguen otras que no lo son menos, como El Aleph de Jorge Luis Borges, En busca del tiempo perdido de Marcel Proust, La Regenta de Leopoldo Alas, Conversación en la catedral de Mario Vargas Llosa, Espejo roto de Mercè Rodoreda, Guerra y paz de León Tolstoi, Middlemarch de George Elliot, El corazón de las tinieblas de Joseph Conrad y El maravilloso viaje de Nils Holgersson de Selma Lagerlöf.

La lista seguiría simplemente porque la lectura, la buena lectura no suele detenerse en la última página quienes leen y saben leer, no pueden dejar de transmitirnos, de contagiarnos su admiración por tal o cual autor. Me es inevitable muchas veces no compartir una buena lectura y lograr ese doble placer de que hablaba Katherine Mansfield.
Porque un libro nunca pasa desapercibido, nos conmueve, nos enoja, nos parece aburrido, lo detestamos, pero siempre nos produce algo, y una vez que lo concluimos intentamos apropiarnos de él, es como si nos entregaran un fuego que nos consume y nos obliga a ofrecerlo a alguien.

Los libros son llamas votivas que siempre brillarán dentro de nosotros, y es que vivir más allá de esas historias, recomendarlas es parte de leer, y es siempre es un placer.


Libros en el artículo


Taller Literario Online

Cursos de Escritura Creativa
Servicios de Corrección
Servicios de Edición Gráfica

Comparte la experiencia ;)